NOTÍCIES
ANCEI | ERTO y reducción de jornada
Des de l’any 2003, a ANCEI Consultoria Estratègica Internacional, hem estat treballant fins a consolidar-nos com una de les principals consultories del país en l’àmbit de l’assessorament estratègic i referent per aquelles empreses que tenen o volen tenir un component internacional.
ANCEI, Consultoria, Andorra, Assessorament, internacionalización, internacionalització, Ancei, asesoramiento empresas, consultoría fiscal, contabilidad, Escaldes, asesores fiscales, consultor financiero, consultores financieros
18784
post-template-default,single,single-post,postid-18784,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-theme-ver-5.0,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive

ERTO y reducción de jornada

09 Abr ERTO y reducción de jornada

Newsletter COVID-19. Número 8

Escaldes-Engordany, 9 de abril

La situación de emergencia sanitaria ocasionada por la pandemia del SARS-CoV-2, también llamado COVID-19, sigue planteando retos de grandes dimensiones para el Principado que, debido a la prolongación sobrevenida del confinamiento de los ciudadanos y el bloqueo fronterizo del país, debe adoptar medidas de naturaleza económica y laboral para poder hacer frente a la actual situación, la cual no tiene precedentes.

En este sentido, el Gobierno está preparando el borrador de la nueva Ley de medidas excepcionales y urgentes para la situación de emergencia sanitaria causada por la pandemia de SARS-CoV-2, en el que se aborda el tema de los expedientes de suspensión temporal de contratos de trabajo (o ERTOs) o de reducción de la jornada laboral que puedan promover las empresas como consecuencia de la crisis sanitaria.

La figura del ERTO “Expediente de regulación temporal de ocupación”, se está utilizando en el Estado Español de manera amplia bajo el nombre de “Expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE)”, mecanismo previsto en el Estatuto de los Trabajadores del país vecino, cuya finalidad es la de poder desvincular laboralmente al trabajador durante un período de tiempo con motivo del parón económico provocado por el COVID-19.

El mecanismo está siendo utilizado con la intención de poder reducir los gastos de las empresas afectadas por la pandemia y al mismo tiempo poder preservar el puesto de trabajo de los trabajadores para cuando se produzca la vuelta a la normalidad.

Respecto al Principado, figuras similares se prevén en el artículo 41 de la Ley 31/2018 de Relaciones Laborales, no obstante, la vigencia del mismo ha sido suspendida por la aplicación de la 30/2020 de medidas Urgentes o Ley Ómnibus y por lo que parece habrá una regularización específica de los “ERTOs” y de las reducciones de jornadas derivadas de la crisis sanitaria.

Por tanto, tal y como mencionábamos, el ejecutivo andorrano, con la intención de evitar la destrucción del tejido empresarial y de los puestos de trabajo, está preparando con el borrador del nuevo proyecto de ley de medidas excepcionales un “ERTO” y una reducción de jornada que, por lo que sabemos a día de hoy a raíz de las negociaciones que están llevando a cabo los políticos, tendrán las siguientes características:

QUIÉN PUEDE ACOGERSE AL “ERTO” Y A LA REDUCCIÓN DE JORNADA

En cuanto a la figura del “ERTO” o de reducción de jornada únicamente podrá ser aplicada por las siguientes empresas:

  • Empresas que tengan suspendida su actividad de forma obligatoria porque así lo establece la ley o que la hayan suspendido de forma voluntaria.
  • Empresas que mantengan un régimen de guardias.
  • Empresas que, si bien se mantienen abiertas por tener autorización, puedan justificar una disminución de su cifra de negocios igual o superior al 50%, comparado con los datos del mes de abril del año inmediatamente anterior.
  • Empresas que, si bien no puedan acreditar una disminución del 50% o más de su cifra de negocios, puedan acreditar que la disminución de su actividad registrada “hace imposible” el mantenimiento de la carga social de las personas asalariadas.
  • Se excluirá a las empresas con deudas con la administración pública y aquellas de temporada de invierno.

CÓMO SE DEBE SOLICITAR POR PARTE DE LA EMPRESA

Se presentará una solicitud del expediente de suspensión temporal de contratos de trabajo o de reducción de jornada laboral al ministerio competente de trabajo aportando la siguiente documentación:

  • Expediente solicitando alguna de las siguientes modalidades: suspensión temporal de contratos, reducción de la jornada no superior al 75% del tiempo, o las dos a la vez.
  • Documentos justificativos de las causas concretas que provoquen la suspensión de los contratos de trabajo o de la reducción de jornada.
  • Información económica del último ejercicio completo.
  • Relación no-nominativa de los trabajadores afectados por la medida.
  • Calendario de suspensión previsto o estimado.

Asimismo, la empresa deberá comunicar cualquier desviación sobre el plan preestablecido.

Por último, en el borrador aún no se prevé qué margen de maniobra se dará para presentar los mencionados expedientes, hecho muy controvertido respecto al mencionado artículo 41 de la Ley 31/2018 de Relaciones Laborales, ya que únicamente dejaba 3 días para presentar el expediente una vez producida la situación excepcional de fuerza mayor.

Entendemos que, dada la situación de excepcionalidad y funcionamiento no habitual de la administración, el Gobierno preverá unos plazos más laxos.

IMPLICACIONES PARA EL EMPRESARIO

La empresa o empresario pasará a pagar el sueldo resultante del trabajador juntamente con Gobierno, si bien en el borrador y según la información de que disponemos a día de hoy, no se establece cómo ni en qué porcentajes se repartirá.

Lo que sí que se deja claro es que el porcentaje que dependa de la empresa se deberá pagar, aunque para ello se necesite recorrer al programa de financiamiento de créditos a interés cero.

Por tanto, se dejan de pagar los sueldos íntegros de los trabajadores que están sometidos a esta suspensión temporal o reducción de jornada.

IMPLICACIONES PARA EL TRABAJADOR

En cuanto al trabajador, si se afectado por un ERTO o reducción de jornada forzoso, esto le implicará lo siguiente:

  • El trabajador estará exonerado de acudir a su lugar de trabajo mientras dure la suspensión, sin poder ser despedido de manera definitiva durante la aplicación del ERTO.
  • No obligación de trabajar por el período de reducción de jornada.
  • No percepción del salario íntegro durante el período de la suspensión o reducción.
  • La prestación correspondiente a la parte de la jornada reducida se calculará de forma minorada y proporcional de acuerdo don las fórmulas de la suspensión y siempre tomando como referencia la jornada legal ordinaria de 40 horas semanales.
  • El sueldo nunca podrá ser inferior al salario mínimo de 1.083 euros.
  • Derecho a reincorporarse al puesto de trabajo previo que tenía sin pérdida de derechos una vez finalice la suspensión temporal.

APLICACIÓN DE LA MEDIDA

La aplicación de la medida queda comprendida entre el próximo 1 de mayo y hasta los 180 días naturales posteriores a la declaración del Gobierno, por Decreto, del fin de la situación de crisis sanitaria. En todo caso, este ámbito temporal no puede ir más allá del 31 de diciembre.

CONCLUSIONES

A día de hoy, las medidas que aquí explicamos están siendo objeto de discusión parlamentaria, y las diferentes fuerzas políticas están trabajando para que salga un borrador de proyecto de Ley lo antes posible.

En este sentido, queremos remarcar que las medidas aquí expuestas aún son medidas provisionales, y que muchos aspectos como es el caso de las reducciones de sueldos (porcentajes, afectación a salarios medios, etc.), plazos de presentación de expedientes, vías para hacerlo, etc., aún no están definidas del todo.

Por tanto, quedamos pendientes de informaros del proyecto de Ley definitivo una vez acabadas las conversaciones que actualmente está manteniendo el ejecutivo con los grupos parlamentarios con tal de consensuar el texto.

Desde esta perspectiva y en caso de que la mencionada crisis sanitaria se dilate más en el tiempo, entendemos que dichas medidas deberán dar paso a otras medidas complementarias o diferentes, que sean convenientes o adecuadas para hacer frente a los eventuales nuevos retos que surjan y para facilitar el restablecimiento de la normalidad, una vez superada la situación de crisis sanitaria.

El equipo de ANCEI os seguirá manteniendo informados al respecto, con tal de ayudaros con todo lo relacionado con las medidas excepcionales resultantes de la pandemia del COVID-19.

El equipo de asesores laborales y economistas de ANCEI se encuentra a vuestra disposición para responder cualquier duda respecto de los ERTOs o de las reducciones de jornadas.

Cordialmente,

Jaume Torres Segura

Socio de ANCEI